Gustavo Cerati

Gustavo Cerati: “Siento que tengo el mejor trabajo del mundo”

A días de presentarse en Mendoza, Argentina, como parte de la Gira Fuerza Natural, Gustavo Cerati fue entrevistado por el programa radial Hora Libre (de Radio Nihuil). Aquí la transcripción.

• Siempre que venís a Mendoza se genera un ambiente muy particular, y más cuando estás presentando un disco relativamente nuevo que ha funcionado muy bien en el mercado local. ¿Estás conforme con lo último que has hecho?

– Muy conforme. Tuvimos una primera sección de la gira a fines de año, y ahora la vuelta… para seguir este año tocando en muchos lugares. Por suerte me lleva para Mendoza…

• ¿Te gusta todavía girar como en las viejas épocas de Soda?

– Sí, hasta te diría que me gusta mas. Porque de alguna manera en esa época uno capaz que no tenía mucho freno. Estábamos tres meses, y superado cierto tiempo uno se empieza a molestar, se desnaturaliza un poco. Cuando volves no entendés nada, ni cuál es tu casa. Ahora lo manejo un poco mejor, porque me voy un mes y después vuelvo un tiempo… de esa manera se me hace mas disfrutable.

• ¿Te sentís mas cómodo en esta etapa solista que en tu etapa con Soda?

– No sé, qué se yo. La verdad es que he ido aprendiendo las cosas, pero fui disfrutando todo. Y también he pasado por todas las situaciones. Creo que ahora tengo como una resolución mas concreta de disfrutar las cosas y no meterme en otras que sé que ya por ahí no me van a gustar tanto. Pero la verdad que siento que tengo el mejor trabajo del mundo. Disfruto mucho, no puedo diferenciar el trabajo del placer de hacer lo que hago… y visitar lugares, que la gente se convoque para los shows y además tener una banda que está buenisima, no sólo por lo que pasa en el escenario, sino fuera de él. La interacción entre nosotros, cómo nos llevamos… me resulta tan importante como la capacidad profesional de tocar. Alguna vez cuando pensé en ser solista miraba un poco cómo era la idea de ser solista: una cosa es la banda, donde hay cierta complicidad natural, lo que no significa que uno se lleve mucho mejor… pero es una banda, ahí compartimos todos la misma historia; y otra cosa es ser solista, donde por ahí uno “contrata” músicos. En mi caso sigue funcionando de la misma manera, y quizás sea así al provenir de una banda. De alguna manera la mecánica es similar, es mi nombre pero estamos todos muy compenetrados y eso mejora mucho la cuestión.

• ¿Cómo es precisamente esa selección de músicos que buscas para grabar? ¿es la misma banda la que grabó y ahora sale en gira?

– En parte sí. En la grabación hubo una cantidad de músicos que vinieron de otros lados. En la batería está Fernando Samalea, pero ahí en el disco hubieron dos o tres bateristas, lo mismo pasa con otros instrumentistas que a lo mejor no están. Pero en general, todos los que están en mi banda sí han tocado en mi disco, y participado muy activamente.

• ¿Y a ellos los elegís vos? ¿ o alguien te los recomienda?

– Algunos de ellos, como en el caso de Fernando Nalé, están desde Bocanada para aca. Leandro Fresco también, es un amigo músico que viene trabajando conmigo hace mucho tiempo. Y después otros tienen menos tiempo, uno de los últimos convocados ha sido Gonzalo Córdoba, que es un guitarrista que tocaba en Suárez, un grupo de los 90s… y yo siempre fui admirador de él, y nos hemos cruzado muchas veces. Van cayendo las fichas… hay gente que a lo mejor siempre quise tocar con ellos y finalmente se dio el momento. Anita Alvarez de Toledo, que está haciendo los coros en el show y también estuvo en el disco, somos amigos hace mucho pero recién ahora se dieron las cosas como para tocar juntos. No sé, yo te diría que uno no lo decide. Simplemente se confluyen las energías para que ocurra.

• En el proceso creativo de tu etapa solista… desde aquel Amor Amarillo del 93, si bien hay un parentezco en los discos, uno va notando sutiles cambios en tu música…

– Bueno, me alegro que se noten, porque en realidad yo trato que todos los discos sean un poco diferentes en el enfoque. De alguna manera soy prisionero de mis capacidades y hasta donde puedo abro el abanico. Pero necesito que los discos se contrapongan temáticamente, que tengan otro enfoque sonoro. Creo que en Fuerza Natural puse el foco en las letras, en salir de cierta temática de relaciones y pensar mas en una conexión un poco mas cósmica. Sin caer en una mística al pedo, lo escribí en una parte fuera de la ciudad, en un lugar bastante natural, y eso influyó un poco sobre lo que quería hablar.

• ¿Y cuánto te lleva pasar por ese proceso? En el caso de Fuerza Natural generar las canciones…

– Fue muy rápido, la verdad que fue muy rápido. Después de haber hecho lo de Soda Stereo que fue en el 2007, y de alguna manera representó una especie de paréntesis en lo que venía haciendo, se ve que fui aglutinando un poco de ganas y salieron casi todas las canciones y varias de las que no fueron al disco en espacio de un mes, mes y medio. Después las letras me llevan un poco mas de tiempo y estuve durante el verano del 2009 escribiendo un poco, terminando de redondear de qué se trataba todo el disco. Pero básicamente es en un espacio de tres o cuatro meses.

• En estos “retiros espirituales creativos”, ¿qué elegís? ¿el campo, el mar? ¿dónde te escondés a crear un disco?

– En general he sido muy citadino, mas bien me dejo crecer la barba y tirado en el living escribo, redondeo y toco. Pero en este disco fue un poco mas abierto, me fui a Uruguay… a mi casa que tengo como un campo, cerca del mar, pero fuera un poco de la temporada y la verdad es que me conectó con todo eso.

• Pasando a lo personal, ¿deportes nada no?

– Poco. Esta tarde mi deporte fue soportar la atmósfera, pero nada mas…

• Pero no vas al gimnasio ni esas cosas raras ¿no?

– No, qué se yo. Lo intento, pero así como intento lo dejo.

• Cuando escuchás en estos tiempos al Soda viejo… “Por qué no puedo ser del jet set?” y esas cosas, ¿te gusta como sonaban?

– Sí, creo que me gusta mas ahora que en su momento. Ese disco cuando lo terminamos dijimos que era como escuchar tu voz por primera vez en un grabador, que no te reconocés. La verdad es que sentíamos que eramos una banda muy potente en vivo, como desacatados, muy energéticos, teníamos como una herencia punk. Siempre tuvimos como una conciencia bastante pop, pero la verdad es que eramos unos desordenados. Yo estaba aprendiendo a tocar la viola y trataba de llenar todos los espacios como podía y cantar al mismo tiempo. Y verme así en un disco raro, de una forma tan rara como lo grabamos en esa época, con tantos ingenieros… era una cosa medio burocrática. Y el sonido, a pesar de que estaba Federico Moura en la producción, no nos terminó de convencer. Pero con el paso del tiempo es como una foto vieja: la ves y decís “bueno, yo era así”…

• Era el sonido de la época…

– Sí, era el sonido que teníamos en ese momento aunque imaginábamos otra cosa, pero bueno… al mismo tiempo también fuimos aprendiendo a grabar.

• ¿Zeta te pone los discos tuyos cuando está de DJ?

– No, no creo… no sé en realidad. No tengo idea. Porque lo mío no es tan electro como lo que él pone. Hace mucho que no lo veo a él poniendo música. Una vez hicimos una fiesta…

• ¿Les hacés escuchar tus canciones a tus ex compañeros? ¿le mandás los discos a Charly?

– No, no se los mando… la verdad que no se los mando ni a mi vieja. Pero no… sé que Zeta los tiene igual, hemos charlado ultimamente, cuando nos vimos en algunas ocasiones y me contaba que había escuchado el disco, que le había gustado mucho. Pero no se los mando, la verdad ni sé cómo arma su set. Pero lo que hago no tiene un pulso tan de fiesta, de boliche… gay jaja. Igual a mí me gusta bailar, yo soy como un DJ mas interno, de fiestas para amigos y esas cosas.

• ¿En el traslado hacia el show qué escuchan?

– Depende, qué se yo. Ultimamente suena mucho Led Zeppelin, sobretodo Anita, que pone mucho Zeppelin al mango antes de salir a tocar, pero no en el trayecto sino en los camarines. Sí estoy poniendo al final un tema que hizo mi hijo, que son las versiones de Michael Jackson. Hizo tipo un disco, como de 11 temas de Michael Jackson, y cuando terminamos el show pongo algun tema de él.

• ¿Y cómo te pega que tu hijo siga tus pasos?

– Me gusta. No sé si va a seguir mis pasos o qué va a hacer de su vida. Pero en este momento me pasa el trapo por todos lados… recién estaba haciendo dos voces. Y está bueno eso, qué se yo. Tiene otro acceso a la tecnología y también a la información, y de alguna manera por ósmosis mis dos hijos han recibido mucha música. De hecho en mi disco hicimos varias letras juntos también, en tres o cuatro canciones…

•Gustavo, muchísimas gracias por atendernos…

– No, de nada. Un abrazo grande!

/ EnRemolinos.com /

Etiquetas

Sobre el autor

Allan Kelly Márquez

Nacido en Montevideo, Uruguay, lleva adelante EnRemolinos desde el 30 de Octubre de 2009. Admirador de Soda Stereo, se transformó en coleccionista. Colabora con material de su archivo para el especial Soda Stereo +INFO (2007), y los libros Cerati, la biografía (2015) y Yo conozco ese lugar (2016).

Sígueme ➤ Instagram | Facebook

Un día como hoy

No Events

Archivo de noticias

Información

Copy link
Powered by Social Snap